El municipio madrileño de Valdeomos – Alalpardo ha instalado un desfibrilador semiautomático (DESA) en la fachada del Ayuntamiento, que de esta forma se convierte en municipio cardioprotegido.

Prevención ante paradas cardíacas

Alalpardo cuenta con una población aproximada de 3.906 habitantes. Un municipio ubicado en el noroeste de Madrid que ha apostado por la cardioprotección como medida de prevención ante paradas cardiorespiratorias.

Los desfibriladores de uso público son aparatos que ayudan a revertir la parada cardíaca. Su uso desde el primer minuto hace que las posibilidades de supervivencia aumenten un 90%.

Las enfermedades cardiovasculares son una de las principales causas de fallecimiento en España. Al año se producen más de 30.000 paradas cardíacas, un problema de salud pública que puede disminuir con hábitos de vida más saludables y prevención.

Ubicación del desfibrilador

El Ayuntamiento de Alalpardo ha decidido instalar el desfibrilador en la fachada, de forma que esté disponible y accesible para su uso en caso de emergencia.

Su uso es realmente sencillo. En caso de emergencia hay que abrir la vitrina, coger el desfibrilador y seguir las instrucciones que indica. El equipo también ofrece al usuario asistencia verbal por parte de un especialista en emergencias.

Esta teleasistencia tranquiliza y da las primeras pautas de actuación, además de activar el protocolo con el 112 y proporcionar las coordenadas de geolocalización de donde se encuentra el desfibrilador.