Instalación de un desfibrilador en Casabermeja

El municipio de Casabermeja instala un desfibrilador DOC en la vía pública. El nuevo dispositivo se suma a los cuatro ya existentes se ha instalado hoy en el Paseo Puerto de la Orca, que la zona más comercial de la localidad.

Además de la instalación del nuevo desfibrilador en la vía pública, se ha dado formación en Resucitación Cardio Pulmonar (RCP) y Soporte Vital Avanzado (SVA) y en uso del desfibrilador a una veintena de comerciantes de la zona y próximamente se formará a otras 60 personas que representan a diferentes colectivos del municipio, desde policía local a servicios operativos que trabajan a pie de calle para hacer al municipio lo más seguro posible ante posibles emergencias cardíacas.

En la inauguración del nuevo equipo, José María García, alcalde de Casabermeja afirmó que “hemos convertido a Casabermeja en una ciudad cardioprotegida de referencia. Tanto por el número de desfibriladores como en el de funcionarios y ciudadanos en formados en su utilización y en el uso de las técnicas de RCP y SVA, con el fin de poder actuar de forma rápida y eficaz ante posibles paros cardíacos, ya que estos pueden darse en cualquier momento y lugar. El objetivo es ofrecer seguridad a la población y salvar vidas cuando se produzcan accidentes cardiacos. Hoy, tanto los ciudadanos como los visitantes de Casabermeja, están un poco más seguros y podrán disfrutar aún más de la belleza y gastronomía de nuestra tierra”. El nuevo desfibrilador que está colocado en un tótem de color rojo, en sintonía con los colores del municipio, es muy visible y fácil de localizar.

Casabermeja municipio de referencia

Con cinco desfibriladores en espacios públicos, Casabermeja, con 3.500 habitantes censados, es un referente en cadioprotección en Andalucía y en España. Su disponibilidad permitirá ofrecer un respuesta inmediata hasta la llegada de los servicios de emergencia en caso de accidente cardiaco. Esta capacidad de respuesta es muy importante porque los cinco primeros minutos resultan claves para evitar un desenlace fatal.

Características técnicas de los tótems con desfibrilador

Cada tótem incluye un Desfibrilador DOC con tarjeta SIM y caja transmisora, soporte con vitrina exterior, señalización completa y kit de intervención. Además, cada dispositivo dispone de servicio, mantenimiento e intervención técnica, asistencia proactiva periódica, sustitución inmediata en caso de incidencia, pruebas periódicas de funcionamiento, cambio de batería y electrodos por uso y/o caducidad, extracción de electrocardiograma en caso de uso, seguro de responsabilidad civil, servicio 900 para gestión de consultas, servicio de comunicación 24h, llamada preferente al 112 y activación de protocolo, y geolocalización 24h del desfibrilador.

En España se estima que cada año se producen más de 30.000 paradas cardíacas, lo que equivale a una media de un paro cardíaco cada 20 minutos. A su vez, más del 85% de las muertes súbitas son de origen cardiaco, el 90% de ellas se producen fuera de un centro sanitario y tan solo un 5% sobreviven sin secuelas. El plazo de intervención para salvar a una víctima es crucial. Los primeros 5 minutos son esenciales, a partir de ahí, cada minuto que pasa se reducen en un 10% las posibilidades de supervivencia. Si se dispone de un desfibrilador, esas posibilidades pueden aumentar hasta un 70-90% en los primeros minutos. Con la implantación de desfibriladores fuera del ámbito hospitalario se pueden reducir las altas cifras de mortalidad y contribuir salvar vidas.