Nuevos desfibriladores en Málaga

La cuidad de Málaga instala nuevos desfibriladores en la vía pública, en concreto siete dispositivos que refuerzan el Proyecto Málaga cardioprotegida que ya cuenta con un total de 420 desfibriladores semiautomáticos.

En España mueren 30.000 personas al año por muerte súbita, la probabilidad de morir de un accidente cardiovascular es de un 95% si este episodio tiene lugar en la vía pública, de ahí la importancia de contar con desfibriladores al alcance de todos los cuidadanos.

En caso de parada cardíaca, los tres primeros minutos que siguen son muy importantes para mantener las posibilidades de supervivencia y minimizar las secuelas.

Desfibriladores semiatomáticos al alcance de todos cuidadanos

Muchos de estos desfibriladores se encuentren en instalaciones administrativas o edificios públicos y privados, por ello en Málaga han centrado la atención en colocar estos puntos de cardioprotección en la vía pública.

En esta ocasión el proyecto ‘Málaga Cardioprotegida’ ha contado con la participación de entidades públicas y privadas como Vithas, la Fundación Andaluza del Corazón, HLA El Ángel y Rotary Club. Sin embargo, el objetivo de la ciudad es alcanzar los 18 desfibriladores por cada 10.000 habitantes.

La cardioprotección es cada vez más importante, sobretodo cuando los expertos han comprobado que una de las secuelas en los contagiados por Covid19 pueden ser dificultades en el sistema cardiovascular.

Desfibriladores conectados las 24h

Los desfibriladores DOC son los únicos desfibriladores externos semiautomáticos (DESA) que se mantiene conectado las 24 horas gracias a su módulo de comunicación. Este sistema está integrado en el propio desfibrilador y ofrece telecontrol, tele-asistencia, llamada preferente al 112 y geolocalización.

Protocolo de actuación (RCP) en tiempos de pandemia

En esta nueva normalidad y mientras dure el estado de pandemia, los protocolo de actuación frente a una parada cardiorespiratoria han cambiado. No puede existir contacto directo con la víctima y se deben extremar las medidas de prevención.

Los pasos para atender a una víctima en caso de accidente cardíaco son:

  • Comprobar si la víctima está consciente o no
  • Si no responde, llamar a los servicios de emergencia
  • Lavarse las manos
  • Tanto víctima como reanimador deben llevar mascarilla
  • Es recomendable usar guantes para manipular la ropa y torso de la víctima
  • Comprobar si respira, sin acercarse a la nariz o boca
  • Si no respira, iniciar las maniobras de reanimación cardiopulmonar y aplicar el desfibrilador siguiendo sus instrucciones hasta que lleguen los servicios de emergencia
Videotutorial protocolo de actuación
en caso de parada cardiorespiratoria con protocolo COVID19

¿Quieres cardioproteger tus instalaciones?

Mándanos un email o llámanos al 900 902 510 y te asesoramos.

Nos adaptamos a sus necesidades en función de la Comunidad Autónoma a la que pertenezca.
https://desfibriladoc.com/politica-de-privacidad/